Arte moderno y contemporáneo en Sicilia

Detalle

¿Arte moderno y contemporáneo? Seductor e impactante pero a veces esquivo. ¿Será el Viejo Mundo, patria del arte clásico y religioso, el mejor lugar para descubrirlo?

Nos embarcamos en este fascinante viaje por el arte moderno y contemporáneo en Sicilia, un territorio lleno de sorpresas inesperadas.

Atravesamos el centro histórico de la ciudad Felicissima, Palermo, y llegamos al barrio de Kalsa, en via Sant'Anna, lugar al que se trasladó en 2006 la Galería Cívica de Arte Moderno, ahora GAM.

En los tres pisos de la galería, inaugurada en 1910, se exponen más de doscientas obras entre pinturas y esculturas, de destacados maestros del romanticismo y del realismo hasta el siglo XX: Francesco Lojacono, Antonino Leto, Ettore de Maria Bergler, Michele Catti hasta el más reciente, Renato Guttuso.

En 2007 la galería enriqueció su colección con la donación de dos esculturas de Giorgio De Chirico: «Héctor y Andrómaca» y «Orestes y Pílades».
Continuamos nuestro paseo y, a unos doscientos metros, nos topamos con el Palazzo Riso

El Polo Museo Regional de Arte Moderno y Contemporáneo de Palermo tiene su sede en el magnífico Palazzo Belmonte Riso, realizado a finales del siglo XVIII por los Príncipes Ventimiglia de Belmonte, un interesante ejemplo de residencia privada nobiliaria que conjuga la magnificencia tardobarroca con el rigor neoclásico.

La colección permanente del museo abarca obras ligadas por un sólido hilo conductor: el vínculo de los artistas u obras realizadas con el territorio siciliano. La visita seguirá un camino jalonado por seis tramos que albergan pinturas de Alessandro Bazan y las obras de «borrado» de Emilio Isgrò, artista y escultor rebelde célebre en todo el mundo. Otro artista particular y atormentado que no hay que perderse es el controvertido Salvo, intrépido hiperrealista y abstracto inconsolable. Palazzo Riso en izi Travel.

Y después Antonio Sanfilippo, uno de los artistas más importantes de Italia y Europa cuyas obras también podemos encontrar en el Museo de Arte Moderno y Contemporáneo La Salerniana, situado en el centro de Trapani en el Palazzo della Vicaria del siglo XVII. Aquí se recogen más de 160 obras que van desde 1950 hasta nuestros días y en las que están presentes los artistas más representativos del arte moderno y contemporáneo: C. Accardi, A. Sanfilippo, P. Consagra, L. Guerrini, F. Mauri, C. Alfano, C. Verna, L. Patella, N. Carrino, R. Mambor, E. Marcheggiani, T. Simeti, G. Griffa, C. Lorenzetti, L. Boille, V. Bendini, G. Baruchello, A. Scordia, E. Scanavino, O. Galliani, E. Tadini, P. Pinelli, M. Cossyro.

Pero seguimos en Palermo. La Gipsoteca de la Civica Galleria d ‘Arte Moderna «Empedocle Restivo» en el Palazzo Ziino, en via Dante Alighieri, recoge una maravillosa colección compuesta por unas sesenta esculturas de yeso, procedentes de los depósitos de la GAM, entre las que se encuentran esculturas del artista siciliano Ettore Ximenes.

Dejamos Palermo y nos dirigimos hacia Bagheria que, a principios del siglo XX, vio nacer al gran padre de la pintura contemporánea Renato Guttuso. ¿Quién no conoce Vucciria, una obra cruda y realista pero fuertemente emotiva, de rasgos fuertes y colores violentos? Un estilo inconfundible, fruto de la evolución del artista, que se acerca primero a Picasso y se abre a las influencias expresionistas después.

La bellísima Villa Católica del siglo XVIII que se erige sobre una leve colina que domina la Cuenca de Oro y el golfo de Palermo, alberga desde 1973 tanto las obras donadas por el maestro a su ciudad como las de otros artistas del siglo XX. También vale la pena ver una selección de fotografías realizadas por Giuseppe Tornatore, director de «Baaria»

Contemplamos por última vez la Villa de los Monstruos de Bagheria para partir hacia Castel di Tusa (Messina), para bañarnos en su espléndido mar. Estamos listos para Fiumara d’Arte.

Iniciamos este recorrido partiendo del paseo marítimo de Santo Stefano di Camastra, a través de la obra «La Finestra sul Mare» (La Ventana al Mar) del artista contemporáneo Tano Festa.
Es una galería de arte al aire libre que recorre parte de la costa y se adentra en el interior del Parque de los Nebrodi. El proyecto Fiumara d’Arte surgió de una idea de Antonio Presti, empresario y coleccionista de arte contemporáneo que en 1982 encargó al escultor siciliano Pietro Consagra un monumento funerario en memoria de su padre. En 1986, la entrega de la obra coincide con el anuncio del nacimiento de un museo bajo el cielo: exposición de escultura contemporánea para poner en valor el territorio con el descubrimiento de lugares ocultos o poco conocidos a través de la simbiosis de arte y naturaleza. Y esta es solo una de las historias que se traducen en Turismo Compromiso.

Nos dirigimos al este, a lo largo de la costa tirrena hasta llegar a la capital de la provincia. En Mesina, merece la pena parar en GAMeC Galería de Arte Moderno y Contemporáneo Lucio Barbera, donde encontramos las obras de los mayores exponentes italianos y europeos de diversas corrientes artísticas que van desde el Arte pobre hasta el Pop Art, desde el arte abstracto hasta la vanguardia, desde el Futurismo hasta el Realismo, además de una sección dedicada enteramente a los mejores artistas contemporáneos locales.

En la cercana y espectacular isla de Lípari perteneciente al famoso archipiélago de las Eolias, cerca de la ciudadela fortificada del Castillo, sede del Museo Arqueológico Luigi Bernabò Brea, las estancias de la antigua cárcel albergan Mare Motus, una prestigiosa exposición permanente de arte contemporáneo en la que los artistas han recopilado las obras de su creación que tratan sobre la libertad, el mar y la huida.

En la exposición, obras e instalaciones, algunas site specific, es decir, concebidas inspirándose en el «genius loci» de las antiguas cárceles (entonces colonia penal y después lugar de confinamiento para intelectuales, políticos y artistas disidentes durante los veinte años de régimen fascista), realizadas por Matteo Basilé, Tahar Ben Jelloun, Gregorio Botta, Bonzalo Borondo, Alex Caminiti, Ettore de Conciliis, Teresa Emanuele, Carlo Gavazzeni Ricordi, Alessandro Giovannoni, Carin Grudda, Fati Hassan, Igor Miroraj, Riccardo Monachesi, Maria Elisabetta Novelo, Mimmo Paladino, Piero Pizzi Cannella, Fabrizio Plessi y Maurizio Savini.

Nuestro viaje continúa hasta Catania, en la costa jónica. Aquí el Museo Cívico Castello Ursino, además de la pinacoteca y las colecciones arqueológicas y numismáticas, acoge periódicamente exposiciones de artistas modernos y contemporáneos de fama internacional.

En el mismo barrio antiguo de Catania, en el número 26 de Via Casello Ursino, encontramos la Galería de Arte Moderno (antiguo convento de Santa Clara) con interesantes exposiciones periódicas.

Situado estratégicamente, a pocos pasos del Museo Cívico Castello Ursino, de Piazza Duomo y de Piazza Università, descubrimos un bloque entero, una fábrica de regaliz y otros muchos que se han convertido en la Casa del Arte. Si trata de la Fundación Brodbech, creada a finales de 2007 por Paolo Brodbeck, un emprendedor de sangre siciliana y suiza.

En el barrio de San Cristoforo, calificado como sórdido, nace el proyecto de la fundación cuyo objetivo es transformar toda la ciudadela en un punto de referencia para el arte contemporáneo.

La «Colección Paolo Brodbeck – Pintura italiana 1949/2010»— evidencia el amor del coleccionista por el arte italiano. Se va de Carla Accardi a Piero Dorazio, de Piero Guccione a Renato Guttuso, de Mimmo Paladino a Michelangelo Pistoletto, de Mimmo Rotella a Giulio Turcato.

Antes de subir por la magnífica via Crociferi, justo enfrente del arco del Monasterio de San Benedicto (Monastero di San Benedetto), descubrimos el MacS – Museo de Arte Contemporáneo de Sicilia, situado en la pequeña abadía del monasterio. Las exposiciones y eventos artísticos son numerosas, con colecciones permanentes de enorme valor de artistas del calibre de Alexander Timofev y Miguel Escobar Uribe.

En Piazza San Francesco di Assise, en el segundo piso del Palacio Gravina Cruyllas, conocido por ser el lugar de nacimiento de Vincenzo Bellini, encontramos el Museo Emilio Greco.

Las obras de Greco se exponen en los museos más prestigiosos del mundo; Tate Gallery de Londres, Hermitage de San Petersburgo, museos americanos y Museos Vaticanos. Suyo es el famoso portal de bronce de la catedral de Orvieto y también el monumento a Pinocho en el parque Collodi. El Museo dedicado al célebre escultor de Catania, inaugurado por el propio artista en 1994, nace de su donación al Municipio de Catania. Aquí encontramos una colección permanente de 150 obras gráficas de Greco realizadas entre 1955 y 1992.

Siguiendo en dirección a la Estación Central, sobre la antigua via Vittorio Emanuele, los edificios del siglo XVIII del Palazzo Platamone, llamado el Palacio de la Cultura, y del Palazzo Valle, donde opera la Fundación Puglisi Cosentino, albergan periódicamente exposiciones de arte moderno y contemporáneo de alcance internacional.

También el puerto de Catania se transforma en museo al aire libre: ocho artistas internacionales han transformado hábilmente los viejos y monumentales silos: Okuda y Rosh333 de España, el dúo Intersni Kazki de Ucrania y los italianos Microbo, Bo130, Danilo Bucchi y VladyArt.

Calificado como el mural más grande del mundo de 10 pisos de altura, es la mirada más intrigante sobre el mar que jamás haya sido pintada bajo la dirección del artista portugués Alexandret Farto en arte Vhils. El grandioso monumento del siglo XXI representa el relato contemporáneo inspirado en los mitos y leyendas sicilianas: Colapesce que sale a flote y asiste a los desembarcos de los clandestinos, la bella y colorida musa de Bellini, la fuga de Ulises de Polifemo, el movimiento perpetuo de Scilla y Cariddi, el Minotauro.

No muy lejos, en las afueras de la ciudad, la Fundación La Verde La Malfa alberga varias colecciones permanentes de arte moderno y contemporáneo con especial atención a los artistas sicilianos del siglo XX. El itinerario del museo comienza nada más pasar la puerta principal, en dirección al Parco dell’Arte: un verdadero museo al aire libre con una serie de esculturas e instalaciones inmersas en la vegetación. Desde 2015, el parque se ha convertido en parte de los Grandes Jardines Italianos y alberga representaciones teatrales, conciertos, actuaciones artísticas y rutas didácticas.

A los pies delEtna, el Museo Incorpora, en la antigua Casa del Fascio di Linguaglossa, expone la colección del maestro calabrés Salvatore Incorpora, escultor y artista multifacético afincado en Sicilia. En sus belenes artísticos, lienzos y esculturas encontramos a los grandes artistas del siglo XX siciliano: el expresionismo y la humanidad de Renato Guttuso, el cromatismo y la temática sagrada de Giuseppe Migneco o la originalidad y el polimaterismo de Salvatore Fiume.

A solo diez kilómetros del valle de los Templos de Agrigento, encontramos pequeños jardines ocultos en una «Kasbah» formada por siete patios en miniatura conectados entre sí: ¡es el Farm Cultural Park de Favara que el Blog británico Purple Travel coloca en el sexto lugar en el mundo como destino turístico para los amantes del arte contemporáneo!

El parque comprende cinco galerías diferentes y cada cuatro meses se programan cuatro nuevas exposiciones temporales.

Una vez más, el arte se une a un proyecto de innovación social y renovación urbana.

Los apasionados del Land Art no pueden dejar pasar la oportunidad de visitar el Cretto di Burri en Gibellina, provincia de Trapani, extensa obra de arte realizada al aire libre.
El autor, a quien Guggenheim dedicó una exposición con ocasión del centenario de su nacimiento, diseñó el Cretto con la intención de cristalizar la ciudad golpeada hasta la muerte por el terremoto de Belice en 1968. Las restos de «Ibbiddina» recubiertos por un sudario blanco de cemento y el laberinto de las silenciosas callejuelas lo convierten en un lugar especialmente atractivo

En Gibellina, en el Baglio Di Stefano, la Fundación Orestiadi ha creado el Museo delle Trame Mediterranee, que alberga una de las colecciones de arte contemporáneo más importantes de Italia. Se exponen obras de Arnaldo Pomodoro, de artistas de la transvanguardia italiana como Paladino, Cucchi y Germanà, del grupo Forma Uno como Consagra, Accardi, Dorazio y Turcato, y muchos otros artistas. También algunos de los mayores exponentes del arte contemporáneo internacional como Beuys, Matta, Scialoja, Corpora, Isgrò, Schifano, Angeli, Boero, Boetti, Longobardi, Rotella y Bob Wilson, Long y Briggs.

En Marsala, en la misma provincia de Trapani, encontramos el imponente grupo escultórico del maestro Salvatore Fiume, «La fuente del vino». Las obras de Salvatore Fiume se pueden encontrar en algunos de los museos más importantes del mundo, como los Museos Vaticanos, el Museo Hermitage de San Petersburgo, el MoMA de Nueva York, el Museo Pushkin de Moscú y la Galería de Arte Moderno de Milán.

¡Comparte este contenido!

LOCALIZACIÓN

DURACIÓN

Distancia

Dificultad

Estaciones

ALREDEDOR

  • Rutas de arqueología submarina

    ¿Es usted un apasionado de las profundidades marinas? ¿Le gusta descubrir nuevos tesoros submarinos? Hay veintiún itinerarios submarinos en Sicilia [...]

  • Rutas en moto por la provincia de Palermo

    ¿Nos embarcamos en la aventura? Calor, fresco, viento en el rostro, aromas. ¡Todo lo que un motociclista podría desear! Con estos [...]

  • Sicilia entre historia y cultura

    Descubrimos lugares únicos y evocadores de Sicilia siguiendo las huellas de este itinerario histórico y cultural. Esta guía nos permitirá [...]