Vías Francígenas de Sicilia

Detalle

Se denominan Vías Francígenas de Sicilia y, al igual que las rutas que desde Francia conducían a roma, son antiguos caminos que los peregrinos recorrían desde todas las partes de Sicilia para dirigirse a Messina y proseguir la peregrinación hacia Roma, Santiago de Compostela o Jerusalén. Algunos de estos antiguos caminos medievales han desaparecido por completo, otros se han transformado en carreteras estatales y algunos se han conservado como caminos de tierra. Gracias al esmerado estudio de arqueólogos, historiadores y topógrafos, la Asociación Amigos de los Caminos Francígenos de Sicilia trabaja dese hace años para reconstruir la red viaria romana, probarla en primera persona y poner a disposición de los nuevos peregrinos información, mapas y consejos, además de crear una red de servicios a lo largo de las rutas para ofrecer alojamiento, hospitalidad y todo aquello que pudiera ser de ayuda.

Algunos ejemplos:

  • la Magna Vía Francígena traza la vía Aurelia romana y, pasando por Castronovo de Sicilia, conecta Palermo con Agrigento. A día de hoy, 160 km conectan el Balarm árabe con la fortaleza deAgrigentum a través de antiguas vías históricas y parajes ancestrales. Para quienes no deseen recorrer todo el trazado, la ruta puede dividirse en 9 etapas más cómodas u 8 regulares de 20 a 25 km cada una.
  • La PalermoMessina por las montañas, atraviesa Madonia, Nebrodi y los montes Peloritanos y es la variante Montana de la Marina en el medievo;
  • la Vía Francígena Fabaria, llamada así porque pasa por una comarca de Vizzini, Fabara. Continua desde Gela hacia Maniace y Bronte, donde se une a la carretera Palermo-Messina por las montañas;
  • la vía Selinuntina, via romana que va desde Marsala a Siracusa, continúa actualmente desde Marsala hasta Gela;
  • la vía Francígena mazarense, desde Mazara a Palermo, atestiguada por el diploma que habla de vía Francígena en una comarca de Marsala. También está la variante hacia el valle del Jato;
  • la vía Palermo-Messina por la marina se recorre casi por completo por la carretera SS 113 que conecta las dos capitales sicilianas;
  • el tramo que desde Lilibeo, odierna Marsala, pasaba a por Mazara, Selinunte, Agrigento y Gela para entrar en la llanura de Vizzini – como atestigua la vía Francígena de Fabara – y después en la de Catania; desde aquí, rozando el Etna hacia el oeste se llegaba a la abadía de Santa María de Maniace y unía Motalbano con las otras vías.

Itinerarios descargables:

La Magna vía Francígena: Rutas

¡Comparte este contenido!

LOCALIZACIÓN

ESTACIONES