Nebrodi

Detalles

La cadena montañosa de los Apeninos de los Nebrodi engloba la mayor área protegida de Sicilia y representa el anillo de unión geográfica entre las provincias de Mesina, Catania y Enna.

El pulmón verde de la isla se presenta como una extensión ininterrumpida de alturas frondosas con vistas al mar, que se elevan repentinamente hasta los 1600 metros y luego descienden con pendientes medias hacia el interior. Bosques densos, sobre todo el de Mangalaviti, ríos y arroyos y flora y fauna muy poco comunes animan un ecosistema extraordinariamente complejo, dominado por águilas reales y buitres leonados que sobrevuelan las Rocche del Crasto, unas rocas calcáreas del mesozoico.

Algunos espacios naturales destacados son el monte Soro, el lago de Ancipa o Sartori, el lago Biviere y las espectaculares cascadas del Catafurco, cuyas aguas alimentan la Marmitta dei Giganti (marmita de los gigantes), donde podrás disfrutar de un baño revitalizante e inolvidable en nombre del bienestar.

Los Nebrodi son también conocidos como la tierra de los cervatillos, un animal que antiguamente pululaba sobre estas montañas, y en ellos, antiguamente, al amparo de la noche, se practicaban los cultos misteriosos en honor a Dioniso.

En los 24 municipios, tesoros de esta fantástica parte de Sicilia, abundan obras y lugares de relevancia urbanística, arquitectónica y monumental, entre castillos, iglesias, molinos y obeliscos. Todos ellos son dignos de visitar. Entre los pueblos sicilianos más bonitos de Italia destacan San Marco d’Alunzio, lugar de referencia para los amantes de la historia del arte, y Troina, la primera capital normanda de la isla.

Posee seis áreas equipadas predispuestas para disfrutar de una verdadera simbiosis con la naturaleza. Y, si en tus vacaciones ideales no puede faltar el deporte, aquí podrás practicar escalada, barranquismo, senderismo y excursiones con diferentes niveles de dificultad, entre las que destacamos la visita a la fascinante cueva del Lauro.

Tu viaje no estará completo sin una cata de las maravillas gastronómicas que caracterizan este fantástico territorio. El sabor intenso del cerdo negro de Nebrodi es hoy el más apreciado del mundo. Por no hablar de los quesos: el maiorchino es un manjar para saborear sin prisas y también están muy demandados los tradicionales canestrato, ricota y provola de los Nebrodi D. O. P.. Además, se valoran mucho los productos locales aún más directamente relacionados con la tierra, desde el pistacho de Bronte, consumido en todo el mundo, hasta el aceite de oliva virgen extra de Valdemone D. O. P.[link L’olio in Sicilia], desde la deliciosa miel hasta las fresas, sin olvidar disfrutar de las avellanas y los dulces creados con estos frutos secos.

¡Comparte este contenido!

LOCALIZACIÓN

LUGARES

ESTACIONES